My phrasebook

Siempre recibimos cuando damos.

Una canción

jueves, 8 de mayo de 2008

La Liga

Este año, a diferencia de la desmesurada de ediciones anteriores, no he prestado atención a la Liga.

Me gusta que la liga, como el curso escolar, acabe en junio. Pero ya se sabe con tantas competiciones deportivas. De la Eurocopa 2008 sólo prestaré atención a los escenarios (que no pueden ser más idílicos en claro contraste con la garra que se le supone al football) porque la selección, que viene a ser como el equipo del rey, me la repanchifla. Así que el mono de fútbol se alivia con los trofeos de verano que me parecen tan pintorescos. (¿Iré este año por vez primera al Carranza? cuchichea el hemisferio cerebral que está con la eeemoción). Menos mal que hay Olimpiadas, aunque sea en lamentable escenario.

El 17 de junio de 2007 vivimos una hora agónica que coincidía con la lorquiana pero cuyas estocadas no estaban envueltas en albero sino en brizna de hierba futbolera. El Betis se jugaba su permanencia en 1ª División en el último partido de Liga. En plena liga, nada que ver con aquellas numerosas liguillas que jugaba en los 80. Tormentosos fueron los 10 minutos que nos descendían matemáticamente.

Porque si en el fútbol todo son números (11 jugadores, miles de socios, millones de presupuestos y ganancias), las matemáticas son las que deciden el futuro de cada equipo con una precisión de reloj suizo, que tanto alzan al ganador de Liga jornadas antes de su finalización, como ha ocurrido este año; como mantienen fuera de descenso, como le ha pasado al Betis.

Por eso este año apenas he seguido la Liga. No ponía el teletexto las tardes domingueras, ni le preguntaba a mi padre los resultados, ni hablaba de fútbol con la gente. De hecho, hubo meses que casi parecía que el fútbol, como debe ser, I just don't give a damn.

Todo ha sido muy negativo:

El
Betis ha hecho una temporada para olvidar. Parecía empezarla el 18 de junio en vez del 26 de agosto. En la ida lo veíamos abajo irremediablemente y en la vuelta sí tuvo su destello habitual de gloria goleándole al Madrid, mentras arañaba lastimosamente los puestos cercanos al descenso. Por no hablar de la salvajada de un bestia que no es ni aficionado al equipo que nos vuelve a señalar en el panorama nacional. Desde marzo sí fui optimista y pensaba que el Betis no baja, cuando ya estaba a mitad de tabla y eran otros los que seguían sufriendo. Desde ayer (jornada liguera laboral, más absurda todavía) es matemático.

Afortunadamente fue capaz de contagiar a la canalla cuyos seguidores ya no molestan con sus alaridos por la ciudad y que desde ayer también se despide de su liga de champiñones y se consuela optando a otro paragüero de esos que colecciona.

Quizás peor haya sido ver como al Barça se le escapaba la Liga. En realidad se le ha escapado todo. Hace poco perdió con el Manchester en Europa y no recuerdo si este año tenía otra posibilidad, pero su temporada ha sido nefasta. Quizás por no estar pendiente he sido ilusa creyendo que se llevaba la liga de ahí mi creciente perplejidad en las ultimas semanas. En realidad desde el último mes, aproximadamente, me he encontrado a mí misma estando pendiente del fútbol. Siguiendo con el tono cándido que he tenido como culé, creía al Madrid totalmente desmerecedor de la Liga. Por tener a Calderón, Schuster y a Raúl & cía (Ramos, Guti, sólo se libra Casillas, jeje) y sobre todo porque creía que estaba hciéndolo mal y ya digo me he asombrado mucho que no ganara el Barcelona. Para mí Rijkaard ha sido un entrenador excelente desde que aterrizó anónimamente, tan joven y con ese look en la ciudad condal para sustituir a Van Gaal que no sólo por comparación fue negativo con ganas. Pero lo ocurrido este año justifica su salida (incluso la de Laporta). Lo ocurrido ayer mismo, ¡qué diantres!. Me negué a ver el paseíllo pero hoy cuando he visto la prensa me ha dolido hasta el alma los 90 minuto bochornosos.

Si tienes que ir a la fiesta de tu rival, aprovéchate del guateque, ¡majo!: te pones a bailar, gorroneas todo el whiskycheli y te llevas a las chicas, pero no le des fiesta a tu rival!!!.

El Getafe ha sido la relevación simpática de este año, no sólo en Liga llegando a la final de la Copa del Rey sino en Europa cayendo valerosamente ante el Bayern de Munich. Y aunque se merecía ganar, mi favorito fue el vencedor Valencia al que el traidor Joaquín traspasó nuestras cuitas. Otra temporada de sufridores como ya comenté.

De todas maneras, la liga no ha acabado y los derbys se acumulan en su epílogo. El domingo es el Real Betis Balompié-Sevilla.

Y pensando en lo que deparará la siguiente liga, al menos ya se rumorea que Pep is back :p

10 Comments:

Joselu said...

Lo siento, Zinquirilla, no me interesa el fútbol para nada. Vivo en Barcelona, bueno, cerca, y he vivido con total desapasionamiento la suerte del Barça y no he logrado interesarme por la fortuna del Madrid. Me deja frío todo lo que se mueve en torno a este negocio fabuloso. Me quedo con los libros, con las conversaciones, con algunas películas... pero fútbol, no, gracias.

ZINQUIRILLA said...

No pasa nada, ya me gusta a mí bastante el fútbol y por eso me explayo escribiendo, jeje.

Pero, ¿sabes? me gustan tantas cosas que todo tiene cabida aquí.

Por cierto, parece que te oares sólo en el primer post, porque justo debajo del banner hay un romance, debajo de este post hay una selección de música (Peggy Lee y Dusty Springfield son las voces blncas más cálias y portentosas que haya dado el soul) y más allá un test que viene a ser como una conversación.

De todas maneras, me agrada que me leas y participes del blog,
un saludo!

Arturillo said...

Hombre, Joselu, a mi tampoco me gusta el fútbol ná de ná, pero tampoco se puede ser tan serio, siempre rumiando, siempre cavilando. Dan ganas de decirte lo que le dijo el rucio de Sancho a Rocinante: "Metafísico estás, ¿es que no comes?" No solo de libros, conversaciones y algunas películas vive el hombre (ni la mujer)

Al cabo, me uno a Joselu: Zinquirilla, no nos hables más de fútbol, porfa.

Shikilla said...

Zinquirilla, qué recuerdos me trae el poema que tienes arriba, siempre me ha gustado.

Por cierto, me voy a tu blog de libros ya, quiero comentarte algo.

Un beso

Joselu said...

He de decir que este post era algo desconcertante. La fecha venía sobre el artículo futbolero. Encima estaba el romance y la pieza cantada de María Callas. No se entiende esa mezcla heterogénea de materiales tan antitéticos. Esa dispersión le quita fuerza a cada uno de los elementos. Creo que un post debe tener cierta unidad temática. No sé, me lo parece. En cuanto a lo que dice Arturillo, algo de razón tiene. Soy demasiado serio. Sólo me hizo reír el humor surrealista hace ya tiempo, y los relatos de Charles Bukowski, tan bestias como osados. Recibid un cordial saludo tanto Zinquirilla como Arturillo.

ZINQUIRILLA said...

Acabo de dejarte un comentario Joselu para aclarar que el post sólo era de fútbol y que el romance y la ópera forman un conjunto aparte.

Arturillo sumas un tema más antizinquirilla, jaja. Ni de MC, ni de ME, ni de fútbol,... ni de qué? porque si vas descartando temas es como si me quitaras letras y Zinquirilla va de la Z a la A :)

Y sí ya sé, que lo que demandas es "mi día a día" que es ya el tema del que más escribo.

El romance que he puesto es una cybercostumbre mía: la de enviarlo a amigos mediante email cada mes de mayo. Es de esas poesías que uno aprende de chico en el cole y comparto esa idea de recuerdos que trae, Shikilla.

Un saludo a todos!

Arturillo said...

Bien, Joselu, buen encajador. Gracias por el cordial saludo, que te devuelvo encantado. Visito tu blog, y me gusta, aunque no tengo nada que ver con la enseñanza de niños o adolescentes. Solo eso, que te veo un poco demasiao formal, siempre cavilando, siempre reinando, poco sentío del humor, vamos que no sé como te aguanta tu xica... Pero bien, vale.

Y tú, Zinquirilla, dueña y señora de estos dominios, escribe de lo que quieras que yo ya me quejaré en mis comments si viene a tiro. Yo creo que mezclar el fútbol con un bello romance y con el precioso dueto de las flores de Lakme, cantao además por la Callas ennoblece el futbol de una forma que no se merece, y enriquece tu blog. MC y ME sí son puntos negativos, aunque los aparees con la Callas o con Gonzalo de Berçeo. En fin, tú misma.

ZINQUIRILLA said...

Arturillo, a ver si leemos lo que pongo!.

Lo contaré en plan chiste antiguo :D:

Se entra en mi blog y, ¿qué se ve?. Un título, un mensaje que se mueve de salutación y bienvenida. Y a continuación un romance que habla del mes de mayo junto a un fragmento de ópera llamado "Dúo de las flores". Tienen que ver, claro.

Finalmente la fecha del primer post donde me explayo de mis amores y tirrias futboleros. Porque este domingo le vamos a meter a la canalla 3 goles en cada tiempo, jajaja.

Ah! el lunes, especial Montgomery Clift. Toca efemérides, relato y estreno del video que subo a Youtube. Aviso con tiempo para que no te espante el blog ese día, jeje.

el aguaó said...

Querida Zinquirilla, me ha encantado tu blog. He votado en las encuestas que tienes, he podido disfrutar a horrores cuando he visto que estabas presa de trece barras, y encima, como bien has dicho, he podido comprobar la polivalencia de tu blog. Magnífico.

Bueno, vayamos por partes:

- Esta Liga ha sido, posiblemente, de las más claras de los últimos tiempos. El Real Madrid se acomodó en la primera plaza demasiado temprano, quitándole emoción al Título de Liga.
- El Real Betis, y ya va para tres añitos largos, volvió a dejarnos secos de pastillas contra la ansiedad, el nerviosismo y las taquicardias. Llegó Chaparro y apareció el mejor Betis (y el Currobetis también).
- En cuanto al Sevilla, aún no lo veo descolgado matemáticamente.
- Respecto al Real Madrid y Barcelona, reconozco que no soy simpatizante de ninguno de los dos. Creo que el Barcelona ha dejado escapar demasiados partidos y el Real Madrid ha aprovechado sus oportunidades. Pero yo soy de dos equipos: el Real Betis Balompié y el Real Betis Balompié B. Si me apuras... del San Jerónimo, pero poco más.
- La verdad es que el Getafe ha hecho una extraodinaria campaña, aunque comenzó dubitativo y concluye desinflado. No obstante, el esfuerzo realizado no es para menos. En la final yo estaba a favor de los azulones, el Valencia no me cae bien desde hace un tiempo. En cuanto a Joaquín, debe estar acordándose muchísimo de su Sevilla, su calor, el Caramelo, sus fiestas, el Antique y el ¡¡Joaky, Joaky, Joaky!! de la grada.

Lamento la enorme extensión de mi primer comentario querida Zinquirilla. Y aquí tienes a un visitante. Prometo volver. Me ha encantado tu blog.

Un fuerte abrazo.

ZINQUIRILLA said...

Hola aguaó!, gracias por tu visita.

Me alegro que te gustara mi blog pero más me ha agradado que te explayaras en el comentario.

Así que vayamos por parte:

- precisamente por no echar cuenta de la liga este año, he asistido con incredulidad a la victoria merengosa ésa. El Barça me cae muy bien porque era el equipo de mi abuelo a quien tan unida estaba.

- Pero ya sabía que eras Buena gente de B de Berdad Bética, jeje.

Vierte aquí cuando quieras tu agua fresca.

Un saludo.

Escribo sobre

Map IP Address
Powered byIP2Location.com

Blog Widget by LinkWithin
 
© MMVII

template by | Zinquirilla